domingo, 9 de noviembre de 2014

Prohiben el Fracking en Denton Texas


Los residentes de esta ciudad texana unieron sus voces y ejercieron el voto para proteger sus tierras.

Por Becky Santoyo  
7 de Nov 2014
veoverde.com

El pasado martes ocurrió algo histórico en la lucha contra el fracking. En la ciudad de Denton, Texas, los residentes se dieron cita para votar por la prohibición del fracking en su territorio y ¡lo lograron!

58.64% de los votantes apoyaron la prohibición de la fractura hidráulica, mientras que el 41.36% mostró su postura en contra. Con el presente resultado, Denton se convierte en la primera ciudad del estado de la estrella solitaria que se opone a este método de extracción de gas.

Este resultado se considera una gran sorpresa por las características del lugar. Denton se encuentra en la Cuenca Barnett Shale, una zona rica en yacimientos de gas al norte de Texas — la más grande de Estados Unidos.

La actividad principal en la zona, claro, es el fracking. Dentro de los límites de la ciudad se encuentran 272 pozos activos, más otros 212 pozos que la rodean.

El grupo Frack Free Denton, promotores de la prohibición, consideran que es necesario detener el fracking para evitar la contaminación del aire, la tierra y el agua que se da como resultado de la extracción de gas y petróleo dentro de la ciudad.

Esto significa que no tendremos que preocuparnos por lo que nuestros niños respiren en los patios de la ciudad [...] que no tenemos que preocuparnos acerca de que el valor de nuestra propiedad se desplome debido a que los "frackers" se instalaron 200 metros de distancia. — Cathy McMullen, presidenta del grupo Frack Free Denton

Esta prohibición impide dar permisos para la apertura de nuevos pozos dentro de los límites de Denton; los que están establecidos seguirán funcionando regularmente.

Si este lugar que es el corazón de la industria del gas y del petróleo no puede vivir con el fracking, entonces ¿quién puede? — Bruce Baizel, director del programa de energía de Earthworks

Ante este resultado, líderes de la industria energética se pronunciaron, con un dejo de preocupación y decepción por la decisión de los residentes. David Porter, miembro de la Comisión de Ferrocarriles de Texas — agencia estatal a cargo de regular la extracción de gas y petróleo — sostiene que los votantes de Denton fueron presa de tácticas de miedo y desinformación.

Este tema continuará siendo impugnado acaloradamente y estoy seguro de que la razón y la ciencia triunfará, y la prohibición será desechada. [...] Las prohibiciones sobre la base de información errónea -en lugar de la ciencia y la realidad- potencialmente amenazan este renacimiento de la energía y, en consecuencia, el bienestar de todos los texanos.

El gobierno local promete que tomarán las medidas necesarias para detener las impugnaciones, sin embargo, el poder de estos grupos y sus mañas legales podrían brindarles una oportunidad de deshacer la prohibición — esperemos que este no sea un caso más de injusticia social.

Si todo ocurre como lo acordado, la prohibición entra en vigor el 2 de diciembrede 2014.