martes, 12 de marzo de 2013

Sobre el Referéndum en Malvinas



“Los habitantes en nuestras Islas Malvinas son nuestros huéspedes”


El gobierno inglés sabe que con el correr del tiempo Argentina, junto a América Latina, irá volcando a su favor la relación de fuerzas en el Cono Sur de nuestro continente. Por eso la cuestión de las Islas Malvinas no es militar. La cuestión es política, económica y diplomática.

El dato que la inteligencia exterior argentina ha perdido de vista desde 1982 en adelante es que: los habitantes británicos en nuestras Islas Malvinas son nuestros huéspedes, quienes debieran diferenciar que ellos pueden elegir la nacionalidad que los identifique pero no sobre un territorio que es natural y geográficamente parte del suelo Argentino, y debemos tratarlos con la deferencia que nos impone como Pueblo nuestra Constitución “…afianzar la justicia, consolidar la paz interior, proveer a la defensa común, promover el bienestar general, y asegurar los beneficios de la libertad para nosotros, para nuestra posteridad y para todos los hombres del mundo que quieran habitar en el suelo argentino…”

Son un pueblo implantado por los ingleses hace 180 años. Nada podríamos reprocharles a los descendientes. Valiéndose de esta población que se siente británica, el Reino Unido, a través del gobierno de los isleños, impulsa este referéndum que ratificará el sentido de pertenencia de cada uno de los habitantes, pero nada podrá decir sobre la pertenencia de un territorio que es parte integrante de Argentina y Sudamérica.

Ha dicho bien Alicia Castro, cuando propone “fomentar el entendimiento y la amistad, tener mejores vínculos y más diálogo”, porque desmilitariza la disputa y la ubica en el terreno del derecho y la racionalidad. Mas, debería aclarar que estos principios empiezan por nuestros desconfiados huéspedes, los habitantes de nuestras Islas Malvinas.

Mario Mazzitelli
Partido Socialista Auténtico (Argentino)
Gabriela Papagni
Contacto prensa
PIN 23149E58
prensamariomazzitelli@gmail.com